Columna Universo Pyme

Ante la ausencia de políticas públicas Federales que apoyen el surgimiento de Start´s Up´s  parte del ecosistema emprendedor, en la búsqueda de la sobrevivencia ha mirado hacia las naciones de América Latina ofreciendo un servicio que mucho se valora en países hermanos: aterrizarlas en la economía mexicana.

Es posible que usted recuerde las intenciones que manifestaba SALOMÓN CHERTORIVSKI, SEDECO de la CDMX  cuando marcó el propósito de convertir la Capital del País como la Capital del emprendimiento en América Latina.

En pocos días el Gobernador de Tamaulipas  Francisco García Cabeza de Vaca lanzará detalles del programa de capacitación turística más importante que se haya extendido para MiPymes turísticas en la entidad muy posiblemente en toda su historia.

Un agresivo proyecto de excelencia en materia turística de Tamaulipas mediante la  capacitación y certificación turística en una entidad que tiene una vasta oferta en este ramo dentro del  país. Este esfuerzo se complementará con apoyos en financiamiento en condiciones preferenciales.

 

No podemos pretender que Senadores y Diputados sean expertos en todas las materias y ni siquiera en alguna específica pero lo que SÍ  podemos exigirles es que cuando sepan que van a legislar en una materia de la que no tienen ni la menor idea, se preparen al menos.

Una maravillosa oportunidad se les ofrece a legisladores quienes  poco  o nada saben del asunto de la subcontratación o tercerización de los días 23 al 25 en esta semana en la que se desarrollarán sesiones de PARLAMENTO ABIERTO para atender asuntos en materia laboral entre los que está el espinoso asunto.

Un ecosistema que se pensaba sólido se consume sin ejercicio de un músculo innovador que lo mantenga con vida; el futuro dirá si en sus resultados la política pública pro pymes y emprendedores acabó siendo asistencialista por los resultados que ya se aprecian.

La otra opción que pudiera explicar lo que estamos viendo porque  faltó propiciar una interrelación  entre incubadoras y aceleradoras que imprimiera la semilla de la sostenibilidad.

Un gobierno que aplica programas asistencialistas en lugar de articular políticas públicas de combate a la pobreza sostenibles a partir de la vocación productiva de las comunidades, prefiere promover solo el empleo y descarta darle un sitio al apoyo del emprendimiento.

Eche 18 años de apoyo a MiPymes y emprendedores al cesto de la basura, por favor.

En ese sentido, la 4T deja en presumible desamparo a las iniciativas de innovación que articulan los jóvenes mexicanos; si anotamos que PRESUMIBLE desamparo es porque hay que considerar dos puntos.

Tal ha sido la experiencia que antes de un año ha impreso la 4T en el país que ya  hay quienes creen la necesidad de avanzar a una 5T que tenga como principio básico el austericidio.

No se trata de llegar al extremo de la muerte gracias a la austeridad, sino de matar esas perniciosas prácticas que en muy pocos meses han desarticulado organismos que tardaron décadas en pulirse  y en comenzar a dar frutos.

La renuncia-denuncia del ahora ex Secretario de Hacienda CARLOS URZÚA  deja en claro que en el Gobierno de la 4T se toman decisiones con criterios con los que al menos el funcionario público que renunció no coincide.

Refiere prácticas que se alejan de la adecuada prudencia  en el ejercicio de la política pública responsable. Pero  es obligado pensar que quizá su renuncia no haya sido motivada por lo que "ya pasó" sino por lo que pudiera pasar en breve.

Privilegiados resultaron los proyectos  exitosos que durante alguno de los   18 años lograron ser beneficiarios de alguno de los programas  públicos en apoyo a las micro, pequeñas y medianas empresas y que hoy ofrecen frutos positivos para el  país.

Hoy son referentes de lo que fue  la parte brillante de la política pública hacia las Pymes en su parte Federal o bien Estatales o Municipales. Por supuesto también hubo derroche y fracasos, muchos, que también cuentan pero que para el efecto de esta columna no se toman en consideración.

La Banca de Desarrollo y la Banca Comercial vía la ABM han acordado inyectar 112 mil 250 mdp a Micro, Pequeñas y Medianas Empresas. Los financiamientos, fundamente concedidos por la banca comercial habrán de recibir apoyo de la garantía de la banca  estatal y prevén que con esto puedan apoyar a que el sector MiPyme crezca y encuentre mejores condiciones para consolidarse.

No lo reconocerán quienes fueron titulares de la Subsecretaría para la Pequeña y Mediana Empresa o el INADEM, pero en realidad eso hizo falta y mucha: invertir el músculo del Gobierno para impulsar a empresas relevantes.

A lo largo de 19 años, casi, el Gobierno Federal invirtió grandes cantidades de dinero, se habla de varias decenas de miles de millones de pesos  en apoyar a Pymes y emprendedores. No siempre se consiguieron los UNICORNIOS, esas empresas que romperían paradigmas en el país o en el mundo, pero en no pocas ocasiones fueron  los  resultados relevantes.