Por una banca de desarrollo fuerte...como nunca

Imagen de Eduardo Torreblanca
Eduardo Torreblanca

UN TÉCNICO de la economía cercano al próximo gobierno afirma que AMLO  va por una GRAN BANCA DE DESARROLLO que cumpla con eficiencia su misión histórica: promover la economía sobre la base de impulsar a las empresas que puedan vincularse con cadenas productivas y se inserten de posible en la cadena de exportación de manera directa o indirecta.

En el eslabón más bajo de la cadena económica se impulsará el surgimiento de los pequeños negocios y se procurará impulsar la creatividad de los jóvenes motivándoles a iniciar  empresas sobre todo innovadoras.

            

Dicen que tienen grandes planes para la "BANCA DE DESARROLLO".

Comienzan mal si creen que fusionando a BANCOMEXT dentro de NACIONAL FINANCIERA  van a constituir un banco más fuerte, le comenté sin negar que hay muchas áreas de oportunidad para que los bancos de desarrollo funcionen mejor, incrementen su productividad y ahonden su beneficio en el tejido empresarial. Pero fusionando ambas bancas no van a obtener ahorros. 

Perderán al menos dos años del gobierno antes de que un banco dentro de otro comiencen juntos a dar resultados que se buscan. En todo caso, si de resultados se trata, Nacional Financiera pudiera ser fusionado con Bancomext pero igual sería una decisión equivocada.

Y entonces, si de creatividades se trata, pues alrededor de tres cafés se pudieron articular ideas que hoy se estructuran aquí para que mañana nadie las recuerde.

Crear un CONSEJO COORDINADOR  DE LA BANCA DE DESARROLLO en donde haya representatividad  de todos los organismos promotores , incluyendo el INADEM, que generan derrama directa o indirecta en beneficio de proyectos y empresas. 

Este Consejo, donde debieran estar algunos destacados exdirectores  de la Banca de Desarrollo en sus distintos frentes (no los adversarios que fueron impuestos en esa banca a la que repudiaron siempre desde la banca comercial) debiera detectar y aprovechar cualquier área de oportunidad que se presente en beneficio de sus funciones que no siempre, más bien en pocas ocasiones, representan un enfrentamiento en el mercado con la banca privada comercial.

Suena interesante que las Secretarías de Estado que inicien  la administración LopezObradorista detectando problemas y sugiriendo una labor conjunta en lo posible para atenderlas a la brevedad. 

Sugiere esta idea que en ese Consejo lleguen las necesidades a las que pudieran buscarse soluciones mediante la promoción de la generación de ideas o empresas o bien mediante la vinculación con aquellas empresas que, dentro o fuera de México, pudieran estar relacionadas con la o las soluciones que se están buscando.

Datos oficiales, tomemos por ejemplo el caso dramático en algunos casos de la infraestuctura pública educativa, señalan que 20% de las escuelas no cuentan con red de agua potable, más del 10 por ciento no tienen baños, 80 por ciento no cuentan con servicio telefónico y 68 por ciento no tienen internet. Los datos en Chiapas y Oaxaca son verdaderamente para ponerse a llorar. ¿En serio no hay posibles soluciones innovadoras para atender esos pendientes?

Imaginemos que el INADEM lanza especialmente una convocatoria para recibir propuestas de respuesta a estas situaciones. Las propuestas ganadoras debieran ser fondeadas por la Banca de Desarrollo tomando en cuenta que serían gobiernos estatales o Federal el encargado de hacer la solicitud de esos sistemas o soluciones.

La idea de un Consejo Coordinador de la Banca de Desarrollo podrá distinguir las oportunidades para conseguir eficiencia y evadir duplicidades.  Buscará sinergias y será más probable que en comunión  de intereses y coordinación consigan mejores oportunidades de eficiencia pero respetando la especificidad de cada uno de los organismos con la misión de promover la economía e impulsar el tejido empresarial involucrado en sus misiones específicas.

Así sí. 

Suena bien, comentó el interlocutor. Lo malo es que parece que la idea de la fusión está más adelantado de lo que muchos creen. 

Ah, bueno... en ese caso, Gracias por los cafés.